BIOGRAFIA

PUERTA 104 SOMOS:

-Jordi “Bakero”: VOZ
-Dani Kuhlow: Guitarra
-Roger Chiva: Bajo
-Rober Araujo: Guitarra
-Edu Jimenez: Batería

La historia de Puerta 104 comienza en febrero de 2004, cuando Roger Chiva (bajo) y Dani Kuhlow (guitarra) entran a formar parte de un proyecto musical en el que participaban Jordi “Bakero” (voz) junto a David Medina (batería) y Raul Alcón (guitarra). Tras tres meses encerrados en el local de ensayo, el grupo debuta en directo el 24 de abril de 2004 en la Plaza de la Iglesia de Cornellá. En ese concierto, además de alguna versión, ya tocan algunos de los que más tarde serían sus temas más populares, como “Perder La Mano” o “La Rubia Del Mes”. Ese mismo verano, tocan en la Plaça del Diamant en las Festes de Gràcia frente a 800 personas.

En enero de 2005, David Medina es sustituido a la batería por Edu Jimenez, y ese mismo año graban su primera maketa titulada “Calles y Bares”. De la maketa, que consta de 6 temas de puro rock, venden algo más de 500 copias. A finales de 2005, Raúl decide dejar el grupo y entra en su lugar Matthias Eibel a la guitarra. Con el nuevo fichaje ganan crudeza en la manera de componer y tocar los temas en directo. En agosto de 2006, la banda debuta en la que más adelante sería sala talismán, Salamandra 2, participando en el festival Ruta Rock 2006.

Matthias abandona el grupo unos meses más tarde y le sustituye el guitarrista Carlos Vilela.

En febrero de 2008, el grupo decide tirarse a la piscina, autoeditando su primer disco y se trasladan 20 días a Pamplona para grabar “Piedras” (Producciones Malditas) en los estudios Sonido XXI de Esparza De Galar, bajo la producción de Juanan San Martín, actual teclista de Tierra Santa, famoso por su trabajo como productor de bandas como Marea, La Fuga, Silencio Absoluto o Koma. El disco está formado por 13 temas de rocanrol, con colaboraciones estrella como la de Boni (Barricada), Kutxi (Marea), Pili (Pan De Higo) o Luis Solo (Luber Jack). El disco tiene
bastante repercusión en el mundo del rock estatal, sobretodo en Barcelona. El 29 de julio tiene lugar el concierto de presentación del disco, donde reunen a 300 personas en la Sala Salamandra 2. Una bonita época en la que recorren la Península Ibérica, pasando por Madrid, Bilbao, Pamplona y otras muchas ciudades dándose a conocer por todo el país.

En septiembre de 2009 tocan en el famoso festival Aupa Lumbreiras tras ganar un concurso de la web www.manerasdevivir.com entre 400 bandas. En esta ocasión comparten escenario con grupos de la talla de The Damned, Los Suaves, Reincidentes y Soziedad Alkoholika entre muchos otros.

A finales de ese año tocan por primera vez en otra mítica sala, Sala Samalandra 1, donde acompañan al cantante de Marea Kutxi Romero en su proyecto con el grupo Ja Ta Ja, en el único concierto de toda la gira española donde cuentan con artista invitado.

También en 2009 quedan terceros en las votaciones de la web marearock.com en el apartado de banda revelación, por debajo de Gritando En Silencio y Bocanada.

Finalmente a finales de 2010 el grupo da por finalizada la gira del disco “Piedras” con un concierto en la Sala Rocksound, donde contaron con la compañía de los riojanos EnBlanco.

El mayo de 2013 viajan a Lorca para por fin grabar su nuevo disco “Mi único enemigo” en la Sala de Máquinas con Manuel Torreglosa a los controles. Esta vez no sólo auto editan el disco, sino que también lo producen. Al tener el control sobre la producción consiguen el “sonido” propio de PUERTA 104 que ya se fue perfilando durante los años anteriores en los shows de la banda evolucionando clara y positivamente.

Es en octubre de 2013 cuando por fin presentan su nuevo trabajo en la sala Bóveda de Barcelona (antigua Mephisto) con una cálida acogida entre el público y cosechando muy buenas críticas del disco en los medios digitales especializados. Posteriormente inician la gira para presentar el nuevo disco que otra vez les lleva a recorrer el país.

En 2015 la banda debe parar por problemas familiares y de salud. En esa misma época Carlos decide dejar el grupo y la banda parece estar a punto de morir. El parón dura nada menos que 2 años.

Por fin, en enero de 2017 la banda se vuelve a reunir y vuelven los ensayos y las ganas de tocar. Roberto Araujo se une a la guitarra y en julio vuelven a darle caña a los escenarios, con previsión de sacar un nuevo disco en 2018.

Y la historia continúa…